91 658 40 86 Lunes a Viernes de 10 a 14h / 17 a 20:30h. Sábado de 10:30 a 14h.

precios
Los mejores
precios
calidad
Máxima
calidad
Compra
segura
Pago
a medida
CAMBIAS DE COLCHON Y SOMIER

Cambias de colchón ¿y el somier?

Una vez que hemos comprobado que a nuestro somier le falta alguna lama o al ponerlo verticalmente presenta una curvatura, tenemos que pensar en cambiar también de base, bien sea somier, base  tapizada o canapé para evitar que el nuevo colchón se deforme.

Además, para  cumplir  la garantía del colchón, la base ha de estar en perfectas condiciones. Ante un colchón deformado los técnicos lo primero que revisarán es el estado de la base en la que apoya el colchón.
Los somieres, hace unos años eran el apoyo más utilizado para los colchones, en la actualidad se utiliza para las segundas viviendas o para los colchones de látex que precisan transpirar, aunque como hemos visto también podemos poner bases con malla gruesa Air Space que nos aportará  incluso mejor apoyo y durabilidad que los somieres.
Tenemos que tener en cuenta varios aspectos cuando vamos a adquirir un somier, como las lamas, dentro de las maderas que se utilizan para hacer las lamas de los somieres, podemos encontrar distintos de madera, siendo la de haya la más recomendada por ser más elástica y flexible.
Así como el tamaño de las lamas, cuanto más anchas sean más resistente serán y cuanto menos hueco quede libre (mas lamas incorpore) mejor.
En los extremos de las lamas es aconsejable si queremos evitar ruidos que lleven tacos antisonorizantes. También hay algunos somieres, tipo multilaminas,  que incorporan tacos en la zona central , son reguladores de firmeza- confort, dependiendo e de donde se pongan más o menos separadores aportarán más o menos confort al somier en la zona central,.
Hay dos tipos de patas que pueden incorporar los somieres: abrazadera o cilíndricas.
Las de abrazadera, como su nombre indica “abrazan“ o sujetan el tubo mediante unas pletinas. Con el tiempo pueden coger algo de holgura y realizar molestos ruidos.
Es mejor que los somieres lleven patas cilíndricas unidas al somier mediante pasos de rosca para que queden perfectamente fijas.
Es aconsejable además los lechos estén divididos en dos, con una barra central de separación para que se hundan en la zona central.
Por último, indicar que los somieres no son recomendados para colchones de muelles de carcasa offset o ensacados, porque no apoyan en toda la superficie, por el espacio de las lamas y por tanto puede dar lugar a que se deforme.

En el siguiente post hablaremos sobre una de las bases más utilizadas: los canapés

Comparte esta entrada

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email

Deja un comentario

Ultimas entradas

Compartir en redes

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Contáctanos

    *Campos obligatorios